Ir al contenido principal

Entradas

Destacados

Muerte prenatal (fragmento para un libro futuro)

  (...) La idea más aproximada que tenemos de la muerte no camina delante de nosotros: nos precede. Es esa cuna que se balancea sobre el abismo de la que hablaba Nabokov al comienzo de sus memorias . El abismo prenatal que uno contempla con la calma y el alivio del superviviente al que sosiega el propio espectáculo de la vida, y a la vez el origen del pánico cronofóbico que prefigura nuestra ausencia. Nada mejor que un álbum de fotos o una vieja película familiar para ilustrar ese pánico, para mostrar los lugares en los que aún no estamos, para hacer que nuestra existencia no tenga siquiera el signo del presagio. A través del barniz adolescente de las primeras y últimas cosas Nabokov se busca a sí mismo contemplando un vacío en el que deberíamos llorarnos todos, un abismo al que deberíamos tenerle verdadero pánico tras saber que nuestra ausencia en él no perturba su oscuridad.

Entradas más recientes

Sobre decadencia y restauración (divagación estival)

El relato como forma de nostalgia

Nueva normalidad

Lugares donde somos aceptables

Un objeto del deseo

Un ciervo en la escuela

La casa, el cuerpo

La vida en las ventanas

langweile

Tan lejos, tan cerca

Light gap

Obsolescencia

Prescripciones

Wunderkammer

Plantas de invernadero

Acerca del Acontecimiento

El azar como forma de literatura comparada